Diputados aprueban que programa de la Merienda Escolar sea permanente en centros educativos del país

El Congreso Nacional aprobó  con dispensa de debates y de manera unánime la totalidad de los artículos de una iniciativa dictaminada por la comisión ordinaria de desarrollo y protección social que contiene la Ley de Alimentación Escolar, con lo que el programa de la Merienda Escolar queda de manera permanente en los centros educativos del país para lo cual se incrementará su presupuesto a partir del próximo año.

El objetivo de la Ley de Alimentación Escolar es crear el marco legal para que el Estado de Honduras proporcione de manera adecuada a los niños y niñas la ración alimentaria nutricional en todos los centros de educación pública prebásica, básica y progresivamente en educación media en el marco del derecho humano de alimentación que incluye el derecho de los niños y niñas a no padecer hambre y la generación de comisiones adecuadas que contribuyan al desarrollo físico y psíquico de forma saludable bajo condiciones de libertad y dignidad para favorecer indicadores educativos.

Protección contra el hambre

Esta ley es producto de dos iniciativas presentadas ante el pleno por los diputados Salvador Valeriano quien actualmente se desempeña como viceministro de Seguridad y Manuel Iván Fiallos y que tiene como horizonte llegar a la universalidad en la dotación de la Merienda Escolar.

En la sesión participaron las representantes residentes del Fondo de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), Ana Julia Cárdenas y del Programa Mundial de Alimentos (PMA), Pascualina Di Sirio así como la viceministra de Educación, Elia del Cid.

Por medio de esta ley se crea también el Programa Nacional de la Alimentación Escolar como un programa de la Secretaría de Desarrollo e Inclusión Social y la Secretaría de Educación con independencia financiera el cual tiene como objetivo proporcionar a todos los niños y niñas en los centros de educación prebásica y básica y sucesivamente en educación media del país, una ración alimentaria nutritiva complementaria.

Todos los niños y niñas matriculados en el sistema de educación pública a nivel prebásico, básico y progresivamente educación media y educación especial tienen derecho a la alimentación escolar adecuada, saludable, nutritiva, inocua y respetuosa de la cultura, tradiciones, mística y hábitos alimenticios que contribuyan al crecimiento y desarrollo integral de los niños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *