Personal de la alcaldía capitalina prepara aserrín para alfombras de Semana Santa

La preparación del aserrín que se utilizará en la elaboración de las alfombras multicolores que adornarán las procesiones de Semana Santa en la capital, continúa su desarrollo después de dos semanas de trabajo del personal de la Alcaldía del Distrito Central.
A diario unos 35 empleados de la Gerencia de Turismo de la comuna laboran en el colado y teñido de los residuos de madera, para los tapetes que se han convertido en tradición y parte del turismo religioso que disfrutan las personas que se quedan en la ciudad durante la Semana Mayor.

Las instalaciones de la antigua Penitenciaría Central (PC), ubicadas en el barrio La Hoya de Tegucigalpa, es el lugar escogido para el proceso preparativo del material.

Este año, además de las imágenes tradicionales se incorporará un arte modernista de tipo poligonal en los diseños que, como es costumbre, serán expuestos en alrededor de 640 metros de la avenida Cervantes, que abarca desde las inmediaciones de El Arbolito en la zona de La Plazuela, hasta la catedral metropolitana San Miguel Arcángel.

El encargado del diseño, Elder Rissieri, informó que el sábado 24 de marzo desde las 5:00 de la tarde el personal edilicio y los colaboradores trabajarán en la instalación de la alfombra para la procesión del Domingo de Ramos, en el tramo que va del semáforo atrás del templo católico hasta llegar a su atrio en la plaza central.

Asimismo, el jueves 29 de marzo laborarán en varios turnos desde las 8:00 de la mañana hasta amanecer el Viernes Santo, para tener tapizados los 640 metros de la avenida, que se dividirá en 12 segmentos, al momento en que se realice la procesión del Santo Entierro.

Anunció que el jueves y viernes santos un grupo de artistas tendrán una exposición de arte religioso en la concha acústica del parque central, y uno de los cuadros será pintado en esos dos días en ese mismo lugar para que los asistentes puedan apreciar la calidad de las obras.

Para elaborar los tapetes se prepara un aproximado de mil sacos de aserrín, ya que la Gerencia de Turismo colabora con la donación de este material a varias iglesias que hacen lo propio para rememorar la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesucristo.

El proyecto de las alfombras se desarrolla en tres etapas: la primera que es la limpieza, cernido y teñido del aserrín la segunda es el diseño y corte de las plantillas y la tercera, el montaje, desmontaje y limpieza del sector donde se coloca.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *