Crisis a lo interno de su estructura marca el declive del Partido Libre

Los enredos, acusaciones y hasta demandas en los tribunales de la República avivan un agrio debate en el opositor Partido Libertad y Refundación (Libre), que por ahora lucha contra sus demonios internos, previo a las elecciones primarias del próximo año.

Los señalamientos y contraacusaciones involucran a Xiomara Castro, esposa del expresidente Manuel Zelaya y precandidata de ese instituto político, quien se mantenía distanciada del ambiente mediático pero asomó apenas para hacer pública una misiva en la que anunció una querella, por presunta difamación, contra su correligionario el periodista y director de radio Globo, David Romero Elner.

El anunciado proceso judicial pone acento a las desavenencias y polémicas a lo interno del novel partido político y denota el fraccionamiento a tres meses de los comicios primarios.

Asimismo, en las últimas horas trascendió que la Procuraduría General de la República (PGR), presentó un recurso de repetición contra el expresidente Manuel Zelaya por la demanda que le ganó al Estado hondureño la exministra de Finanzas, Gabriela Núñez, ahora precandidata a la presidencia por el Partido Liberal, por su destitución anticipada como presidenta del Banco Central de Honduras el 2008.

La demanda es por un monto de 5.1 millones de lempiras, “más intereses y costos del juicio”, según un escrito del procurador general, Abraham Alvarenga, y que fue difundido por medios de prensa.

“Tengo entendido que hay un recurso de repetición y si existe este extremo es porque a la exfuncionaria ya se le efectuó el pago reclamado”, dijo a Proceso Digital una fuente del Poder Judicial, que además agregó que la solicitud la hizo la PGR a finales de noviembre.

A esta oleada de desavenencias, Libre también enfrenta la crítica agria de sus propias facciones, inconformes -según ellos- de la forma cómo se maneja esa organización política.

Para el caso, el actual diputado de Libre, Esdras Amado López, manifestó que “Mel tiene a su alrededor un cartel que está lleno de delincuentes y corruptos del Poder Ciudadano”.

López recordó que entre las arbitrariedades achacadas al exgobernante figura el uso de recursos del Poder Ejecutivo para el pago de cuentas de la campaña política, comprar puros, gestión de viáticos para sus caballos, la adquisición de un carro que luego desapareció y hasta el manejo a discreción de dos tarjetas de crédito por parte de la exprimera dama, Xiomara Castro.

“La verdad que yo no creía todo eso, sin embargo, al ver los informes presentados por el Tribunal Superior de Cuentas caí en la razón y vi que todo era cierto”, comentó López.

El coordinador del Movimiento Renovación del Partido (MRP), Rasel Tomé, dijo que ellos representan el rescate de ese instituto político. “Tenemos serios obstáculos y bloqueos que han impedido que tengamos una decisión del Tribunal Supremo Electoral para participar en las elecciones primarias”, acotó.

Agregó que “con respecto a la inscripción de los demás movimientos le pregunto al oficialismo: ¿cuál es el temor? Vamos a las urnas, dejen que las urnas hablen, que sea el pueblo de Libre que decida quién será su candidato”.

El dirigente del MRP advirtió que “si no nos dejan participar en el proceso primario, serían espurios los comicios primarios de Libre. Somos los únicos opositores del oficialismo en Libre, planteamos divergencias en comparación a los demás que son movimientos satélites en alianza con el oficialismo”.

“En este proceso de dialéctica interna, estamos compitiendo para conocer quién representará al partido en las elecciones generales de noviembre de 2017. Estamos seguros que la mayoría del pueblo de Libre quiere renovación de liderazgos, que tenga capacidad de inclusión y tolerancia para enterrar el caudillismo”, exteriorizó.

Recalcó que Libre sigue siendo el partido de oposición más grande en Honduras.

Sobre la querella que anunció la precandidata Xiomara Castro contra el periodista David Romero, refirió que “los políticos tenemos que tener tolerancia y un amplio nivel de entendimiento del rol de los medios de comunicación social en Honduras”.

Tomé citó que personalmente ha sido objeto de señalamientos infundados, sin embargo, nunca llevaría a los tribunales a un periodista o medio de comunicación. “Ese no es el camino para un político. Que el pueblo hondureño juzgue los hechos, necesitamos que el pueblo se pronuncie en las urnas y nos favorezca con el voto para representarlos en las elecciones generales”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *