Pronunciamiento de ASJ ante la problemática que afecta al pueblo hondureño

Tegucigalpa. La Asociación para una Sociedad más Justa (ASJ), capítulo en Honduras de Transparencia Internacional (TI), frente a la simultaneidad de crisis que afecta a los hondureños, se pronuncia de la siguiente forma:

  1. Por décadas, nuestros gobernantes actuaron con negligencia, incapacidad y falta de ingenio para enfrentar los mayúsculos problemas estructurales que han afectado a la población especialmente aquellos relacionados a la pobreza, la inseguridad, el cambio climático y la corrupción.

  1. Durante el presente Gobierno, a pesar de los esfuerzos realizados, no se han podido revertir las causas que propician estos problemas y los mismos siguen vigentes, ante la impericia e inefectividad de una institucionalidad estatal plagada de burócratas incompetentes y de políticas públicas desacertadas que generan como resultado -en el mejor de los casos- que la multicrisis continúe y haga que los hondureños tomen decisiones personales extremas como la de emigrar ilegalmente a los Estados Unidos de América, en búsqueda de mejores oportunidades para una vida mejor.

  1. En esta coyuntura histórica, donde los aportes de los mejores talentos del país son requeridos, la oposición política se muestra mezquina, irresponsable y torpe, mostrando su peor rostro, instrumentalizando para propósitos político-proselitistas la dramática situación que vive el pueblo y aprovechándose de la zozobra y desesperación para animar a los ciudadanos a violar la Ley, ejecutar actos de violencia y quebrantar el Estado de Derecho.

  1. Queda evidenciado que el monopolio del diálogo que los políticos han propiciado en los últimos años, excluyendo a importantes sectores de la sociedad de los espacios de concertación nacional, ha sido contraproducente y únicamente ha evidenciado la lucha de las fuerzas políticas por imponer sus caprichos y la obsesión de algunos de satisfacer sus anhelos y lograr sus particulares objetivos, dejando por fuera y dejando de priorizar los más elevados intereses colectivos.

  1. En función de lo antes indicado, queda claro que debido a la incapacidad de las autoridades y de la clase política del país, resolver los problemas y conflictos que afectan a la ciudadanía obliga a incorporar a otros actores de la vida nacional -organizaciones no gubernamentales, gremios, asociaciones empresariales, iglesias, instituciones académicas y movimientos sociales- que con sus energías e ideas pueden ayudar a enfrentar los grandes retos y desafíos que en materia social, económica y ambiental, tenemos como nación. Los logros y avances obtenidos en materia de seguridad, lucha contra el crimen organizado, reducción de tasa de homicidios y reforma policial es  un ejemplo que cuando se involucra a otros actores de la sociedad hondureña se puede avanzar efectivamente en la solución de los problemas de la nación del mismo modo, los planes e intervenciones que se están gestando en áreas sensitivas de la vida nacional, como educación y salud, puede ser un modelo a seguir en temáticas como el desarrollo económico, generación de empleo y combate a la pobreza.

  1. Por lo tanto, se propone diseñar un mecanismo nacional de diálogo, consenso y acuerdo que busque rescatar al país de esta ruta que lo encamina a la ingobernabilidad del Estado y condenar a la generalizada miseria a la población, especialmente la más vulnerable. Este mecanismo debe garantizar que autoridades estatales, fuerzas políticas, organizaciones de la sociedad civil y movimientos sociales, tengan un espacio para proponer soluciones y de esta manera enfrentar el desempleo, violencia y corrupción que son las principales causas de desigualdad y que alientan al éxodo de miles de hondureños que a diario buscan bienestar en otras latitudes.

  1. Las acciones derivadas de los acuerdos alcanzados en ese espacio de diálogo amplio y participativo deben acompañarse con las reformas legales del caso, los ajustes institucionales necesarios y contar con las asignaciones presupuestarias pertinentes.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *