Se esperan hasta 60 horas de bajas temperaturas

:::: Copeco recomienda utilizar abrigos sobre todo para adultos mayores, menores y personas con discapacidad
:::: Temperaturas de entre 15 a 21 grados centígrados se presentan en diferentes zonas del país
Las bajas temperaturas, las lluvias y los vientos acelerados continuarán afectando el territorio nacional, por lo que la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), aconseja usar abrigos y proteger a adultos mayores, menores y personas con discapacidad.
Estas condiciones climáticas se originaron por el paso de un frente frío que ingresó al país la tarde del sábado 7 de enero.
Ante este fenómeno el Comité de Alerta de Copeco  declaró ALERTA AMARILLA por 24 horas la tarde del domingo, para los departamentos de CORTÉS, ATLÁNTIDA, COLÓN, YORO e ISLAS  DE LA BAHÍA.
De igual forma se determinó mantener la ALERTA VERDE para GRACIAS A DIOS, departamento que permanece bajo esta medida desde el sábado.
Condiciones
Según Igor Girón, meteorólogo del Centro Nacional de Estudios Atmosféricos, Oceanográficos y Sísmicos (Cenaos) de Copeco, la masa de aire frío polar continuará afectando el país por un período aproximado de 48 a 60 horas.
Esto generará vientos lluvias, chubascos de moderados a fuertes, cielo nublado y un descenso significativo en las temperaturas, informó Girón.
Las temperaturas mínimas podrían descender a 15 grados centígrados en el Litoral Caribe, Valle de Sula y Valle del Aguán, hasta 6 grados centígrados en el occidente, 17 grados centígrados en el oriente  y 21 grados centígrados en el sur.
Mientras los vientos racheados producirán sensaciones térmicas de 3 a 5 grados centígrados.
Alertó que a consecuencia de los vientos con velocidades de 30 kilómetros por hora y con rachas superiores de hasta 60 kilómetros por hora, el fenómeno alteraría el oleaje en el mar Caribe de entre seis y ocho  pies (dos metros y medio de altura) y en Golfo de Fonseca hasta seis pies de altura (dos metros de altura).
Usted podrá identificar la velocidad de los vientos en el ladeo grande de las ramas de los árboles, sacudidas violentas de banderas extendidas, o en el mar con un largo oleaje con crestas frecuentes.
El Comité de Alerta instruyó, por medio de la ALERTA AMARILLA, a las capitanías de puerto para que  restrinjan  la navegación de embarcaciones pequeñas, y mediano calado con el fin de salvaguardar vidas y bienes.
Se recomienda a la ciudadanía  tomar las medidas de precaución:
Permanecer vigilante de zonas propensas a inundaciones y deslizamientos, particularmente, monitorear los ríos y quebradas que nacen en la zona de influencia.
Limpiar canales, cunetas, tragantes y desagües, con el fin de evitar inundaciones.
Podar árboles, asegurar techos y otros objetos que pudieran desprenderse a consecuencia de fuertes vientos.
Debido al viento, también se debe revisar las instalaciones eléctricas externas, que tengan pegues correctos y el correcto material aislante, con el fin de evitar descargas o corto circuitos.
Usar abrigos y proteger a adultos mayores, menores y personas con necesidades especiales, cuando se presenten bajas temperaturas.
Restringir la circulación en carreteras interurbanas entre las seis de la noche y las seis de la mañana, porque la falta de visibilidad puede imposibilitar percatarse de daños en los caminos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *